Especiales

El fútbol y el básquet, unidos en un apellido

Los Romero. Sergio y Diego juntos(Télam)
Los Romero. Sergio y Diego juntos(Télam)

A horas del debut argentino en la Copa América 2015, Diego Romero charló con PN y mostró la pasión de su hermano y arquero de la selección, Sergio, con la naranja.

No es común que un apellido, una familia, este tan relacionada con los dos deportes más populares del país. Y los Romero son uno de esos casos. Diego, el mayor de los dos, se dedicó a picar la naranja mientras que Sergio, el más chico, se metió bajo los tres palos para evitar goles.

A horas del comienzo del torneo más viejo de selecciones de fútbol, Sergio, que viene de ser subcampeón del mundo, sigue bien de cerca los pasos de Diego y de Quilmes en los Playoffs de la Liga Nacional. “Hablamos bastante de básquet y estaba un poco ofendido por el cobro del miércoles. Pero él como deportista entiende que cosas como estas pueden pasar”, cuenta el interno del “cervecero”.

Y en Mar del Plata, los nervios y la ansiedad por lo que pueda pasar en La Serena, Chile aumentan con el pasar de los minutos. “Me pongo más nervioso por el que por un partido mío”, dice entre risas Diego y agrega que como familia “ya estamos con el cosquilleo en la panza, nos empezamos a poner nerviosos y nos empezamos a imaginar cómo puede ser el partido.

“Chiquito”, que no es tan chiquito (1.92m), de pequeño picaba la pelota en sus tiempos libres. “Sergio jugaba torneos de mayores y era el goleador del torneo con 14/15 años. Pero lo hacía por pasión nomas,” dice Diego.

“En la CAI no lo dejaban jugar al básquet, y tenia que jugar a las escondidas y al otro día salía en el diario que había sido el goleador,” expresa el pivot “tricolor” y agrega que Enrique Tolcachier intento y quiso llevar a Sergio directo a la selección de basquet a pesar de que “chiquito” no era un jugador federado.

Con el antecedente de Sixto Peralta, que hace un mes cambio los botines por las zapatillas y la naranja(ver), Diego imagina a Sergio tirando unos triples. “Sin dudas lo veo a Chiquito jugando al básquet cuando deje el fútbol. Me manda videos tirando al aro, en sus visitas a los estadios de la NBA ahora con la selección, y me dice mira donde estoy yo y vos no”, cuenta entre risas.

Ese amor por el deporte que tienen ambos los lleva a ser competitivos hasta en las reuniones familiares. “Disfrutamos mucho cuando nos juntamos. Terminamos el asado y jugamos por la coca torneo de triples o penales o hasta podemos jugar un vóley uno contra uno”, dice Diego y ante la consulta de quien gana, su respuesta fue clara: “YO. Porque soy más viejo. Lo gano a fuerza, como lo hice toda la vida”.



Ariel Bagaloni (ariel.bagaloni@hotmail.com)

En Twitter e Instagram: @arielbagaloni. Periodista. Productor de radio.

debug123

Tweets por @ignaciosaraceno

Tweets por @brunograssi

Facebook de Planeta Naranja

PHP Code Snippets Powered By : XYZScripts.com