Internacional

Los argentinos que tienen en vilo a la Casa Blanca

(Planeta ACB)

El futuro inmediato de Campazzo y Laprovittola hacen recalcular a un Real Madrid que apostaba por la continuidad pero ahora mira al Mercado de reojo.

El posible adiós de Campazzo, la salida de Laprovittola rumbo al Panathinaikos y el fichaje de Carlos Alocén afectan al puesto más estable en los nueve años del Lasismo.

En el Madrid cruzan los dedos para que la posible marcha de Campazzo a la NBA no se produzca. Hay obstáculos que dificultan que el argentino salte el charco esta misma temporada, pero la determinación del base es aprovechar la oportunidad que se le presenta ahora que tiene 29 años y atraviesa el mejor momento de su carrera, obliga a que la propuesta NBA esté a la altura (deportiva y económicamente), aunque el club blanco acepte un pago a plazos en varias anualidades, como ocurrió con Mirotic, e incluso el jugador pueda solicitar un crédito que le facilite el desembolso.

Las fechas del mercado de Agentes Libres norteamericano en el que entra Facu, que oficialmente no se abrirá hasta la segunda quincena de octubre, tampoco lo ponen fácil. En cualquier caso, la intención de ambas partes es que la decisión se tome antesa ser posible en las próximas semanas. La Euroliga puso fecha de inicio el 1/10, es decir que al menos un mes antes de esa fecha la situación del base debe estar casi definida para darle al Madrid margen de maniobra.

Si Campazzo se queda, el Madrid respirará aliviado, porque perderlo no entraba en sus planes hace apenas unos meses después de renovarlo por cinco campañas el verano pasado. Dispondría así de un mínimo de un año para buscar un sustituto. Si se va, la revolución será total en la posición de base, la más estable del Lasismo pese al infortunio (la lesión de Llull) y las embestidas de la NBA (Sergio Rodríguez y Doncic, los últimos en irse).

Al adiós del Facu se uniría la marcha de otro de los argentinos del equipo: Nicolas Laprovittola, con quien el Real lleva unos días negociando su rescisión y es pretendido por el Panathinaikos de Grecia. Medios griegos ya lo dan por cerrado pero la verdad es que el equipo ateniense está muy próximo a un acuerdo final con el argentino y, según una fuente de Grecia, le ofrecería cerca de 700.000 euros netos, una cantidad parecida a la de su salario actual (por encima del millón de euros brutos, es decir, antes de impuestos), y un protagonismo del que carece ahora.

El club blanco se ahorraría su ficha o prácticamente la totalidad, lo que le daría más margen de maniobra para acudir al mercado. Lapro no estuvo en los “Planes A” de Pablo Laso durante esta temporada a pesar de llegar como MVP de la pasada Liga española. Su participación estuvo un poco por encima de los 13 minutos en cancha de promedio y sus números fueron en consecuencia con eso. La posible salida de Campazzo cambiaría esa realidad pero las negociaciones en Grecia ya están más que avanzadas.

Serían entonces dos salidas y la incorporación de Carlos Alocén, de 19 años, que fue fichado hace un año y siguió cedido en Zaragoza. La idea inicial del Madrid era, además, que Llull pasara al puesto de escolta, por lo que podría haber tres caras nuevas en una dirección de juego en la que en estos nueve años con Laso apenas cuatro jugadores han llevado el peso (por orden de partidos: Llull, Chacho, Campazzo y Doncic). Uno más, Draper, fue un gran tercer base en la primera de sus dos etapas. Y otros dos han tenido poco protagonismo: Laprovittola y Randle. Luego, cuatro canteranos más (Doncic lo era) debutaron sin llegar a cuajar: Jorge Sanz, Melwin Pantzar, Alberto Martín y Daniel de la Rúa. Y un quinto lo ha hecho en este 2020: el italiano Matteo Spagnolo, de 17 años. Mientras, Juan Núñez, de 16, anda en capilla.

El gran problema sería a quién fichar por Campazzo. Para aspirar al mejor descarte NBA quizá haya que esperar a diciembre. En Europa, Larkin y Wilbekin fueron objetivos imposibles de alcanzar hace unos meses para acompañar al Facu (y Micic hace un año y medio). Kostas Sloukas, el único de un nivel comparable en el mercado, tiene un acuerdo con el Olympiacos (en el que priman también los motivos familiares) a la espera de desvincularse del Fenerbahçe. El Madrid, sin embargo, lo ha estado intentando. Desenlaces pendientes que provocarán un efecto dominó.

Las renovaciones y la masa salarial

El verano pasado el club renovó a Campazzo, Tavares, Causeur y Taylor y en lo que va de la presente campaña han firmado sus extensiones Randolph, Rudy, Carroll, Thompkins y Reyes. Una apuesta por la continuidad que traerá una sola incorporación, la de Alocén, fichaje cerrado hace un año.

Sin embargo, los resultados y ciertas evidencias pueden forzar un volantazo. Si el Madrid está a la cabeza presupuestaria en Europa es para pelear por la Euroliga y para eso necesita un exterior de primerísimo nivel que acompañe a Campazzo si este se queda. Quiso fichar en 2019 a Micic y hace unos meses a Larkin y luego a Wilbekin, pero se quedó lejos en lo económico.

La masa salarial del baloncesto es muy elevada, unos 30 millones de euros (solo en personal deportivo), aunque repartida en muchas fichas, hasta 16 de la primera plantilla este curso (Mejri, que apenas ha actuado, ronda los 600.000 euros brutos), que resta margen de maniobra en la pelea por las estrellas consagradas.

AS



Planeta Naranja (planetanaranja@hotmail.com)

En Twitter: @PN_basquet. En Instagram: @planeta_naranja. En Facebook: /planetanaranja913. Medio de comunicación creado en 2007 que brinda contenido de básquet marplatense, Nacional e Internacional en todas sus categorías. Estamos en Radio e Internet.

debug123

Tweets por @ignaciosaraceno

Tweets por @brunograssi

Facebook de Planeta Naranja

PHP Code Snippets Powered By : XYZScripts.com